jueves, 25 de octubre de 2007

Por Antonio Puerta


Un diario italiano propone a la UEFA que conceda un Balón de Oro honorífico al malogrado Antonio Puerta. La UEFA ya ha dicho que le gusta la propuesta y espero que se lleve a cabo, sería un bonito gesto hacia el fútbol español y, sobre todo, hacia su familia y al propio jugador.

Vuelvo a publicar el artículo que hice en agosto tras la muerte de Puerta "Hasta siempre crak":

"Todas las personas que seguíamos el estado de salud de Antonio Puerta nos aferrábamos a la esperanza de que se recuperase para poder volver a deleitarnos con su magnífico juego.

Su corazón no aguantó más.

Esa esperanza se truncó hoy a las 14.30.
A sus 22 años ya había debutado con nuestra selección nacional, dejando claro que su zurda era una de las revelaciones de nuestro fútbol. España y el Sevilla pierden a un gran futbolista y, por supuesto, a una excelente persona, carismática y bonachona donde las haya, al buen estilo andaluz. Antonio descansa en paz. Todos lloramos tu muerte".


2 comentarios:

Brugal con Cola dijo...

Pues a mi me parecería mal que hicieran eso por que sería un agravio comparativo con otros futbolistas que dejan su vida en el campo todos los años.

Que pasa que como no sucede en un equipo importante no pasa nada.

POr que no se lo dieron a Foe primero (el primer jugador que murió en un campo que me vino a la cabeza)??

Anónimo dijo...

No siempre la jerarquía católica recuerda lo suficiente los crímenes cometidos en nombre de la fe, pero los papas han pedido perdón en numerosas ocasiones en nombre de toda la Iglesia. A lo mejor tampoco han sido suficientes las veces que las derechas han condenado el franquismo (con el que no tienen nada que ver hoy en día ideológicamente) y resarcido a las víctimas de la dictadura. Estos son algunos ejemplos:
-En 1975, el mismo año de la muerte de Franco y con ocasión de la proclamación de SM Juan Carlos I como Jefe del Estado, el Decreto 3357 declaró revisadas de oficio y anuladas todas las sanciones administrativas que procedían de la Ley de 10 de febrero del 39 de responsabilidades políticas.
-En 1976, rigiendo todavía las Leyes Fundamentales del Movimiento, el Decreto 840 amplió el contenido del texto legal anterior y declaró revisada de oficio y anulada cualquier causa entablada contra funcionarios. Ese mismo año, también se concedieron las primeras pensiones para mutilados de guerra del Ejército Popular de la República, que serían ampliadas sucesivamente en 1978 y 1980 con los gobiernos de UCD.
-En 1977, antes de las primeras elecciones democráticas, la Ley 46 constituyó una medida de gracia para todos los actos de intencionalidad política y dejó sin efecto las resoluciones judiciales y los actos gubernativos o administrativos que hubieran ocasionado cualquier tipo de sanción, restituyéndose a los afectados en sus derechos.
-En 1978, con el gobierno de la UCD, el Real Decreto nº 6 reguló la situación de los militares que habían combatido en el bando frentepopulista en la guerra civil.
-En 1979 la Ley 5 reconoció el derecho a una pensión para los que hubieran fallecido en la guerra civil, fueran o no combatientes. Esta misma norma reconocía ese derecho a los condenados, a las víctimas de la violencia, a los privados de libertad, a los desaparecidos. Igualmente se reconocían pensiones vitalicias de viudedad o de orfandad y de asistencia médico farmacéutica.
-En 1984, con el Partido Socialista, la ley 37 aprobó una pensión para todo el personal al servicio de la República.
-En 1986, Felipe González comenzó la devolución de bienes incautados a los sindicatos. Es significativo que la CNT, el sindicato anarquista, fue excluido del reparto mientras que la UGT recibió en 2005, ya con Rodríguez Zapatero, una nueva y extraordinaria inyección de millones.
-En 1990 los Presupuestos Generales del Estado reflejaron una indemnización para todos los que hubieran sufrido prisión de tres o más años durante el franquismo y hubieran superado los 75 años de edad.
-En 1995 las Comunidades Autónomas aprobaron fondos para los que no hubieran podido acceder a los beneficios de la anterior norma.
-En 1996, estando en el gobierno el Partido Popular, se aprobó una declaración de condena a los alzados en 1936 y al franquismo. Esta declaración fue objeto de duras críticas por no haber incluido asimismo una condena del golpe de 1934 en Asturias contra la República de la Ezquerra Republicana y el mismo PSOE.
-En 1998, Aznar reconoció por Ley la compensación a las formaciones políticas, ampliando la normativa de la época de González.
-El 20 de noviembre de 2002 se aprobó una declaración en el Congreso de los Diputados –gobierno del PP- condenando el franquismo y aprobando resarcir a sus víctimas

Echo de menos que las izquierdas no sólo condenen los crímenes cometidos durante la II República, sino también los asesinatos de inocentes por el Frente Popular (nacionalistas, socialistas, comunistas, anarquistas, etc) durante la Guerra Civil. Pero es que además parte del PSOE (representado por el equipo de Zapatero: Blanco, Caldera, Garrido) se reconoce ideológicamente con los planteamientos radicales de aquella época.
No está bien que se legisle sobre la memoria, pero puestos a recordar, tienen muchos más deberes pendientes las izquierdas. Asesinaron a miles de inocentes por el simple hecho de ir a misa, ser monjas de clausura (que no se meten con nadie) o ser de clase media. Niños, ancianos, mujeres, daba igual. Carrillo mandó matar o torturar a más de 4000 (más que Pinochet), pero nuestros jóvenes sólo conocen los crímenes de los dictadores “de derechas”. Todos los dictadores son condenables. Y todos los crímenes.