sábado, 15 de septiembre de 2007

O Campillo...



Fai uns días que o goberno socialista do noso municipio presentaba, a través de Teresa Casal, a prosposta de reconverter o Campillo de Santa María "nun espacio verde e mirador", e así faceres desaparecer o Botellón desa zona tan emblemática.

E onte o goberno nacionalista do noso municipio presentaba, a través de Guillerme Vázquez, a mesma proposta que a socialista Casal "para buscar o traslado do Botellón".

Como participantes no Botellón dos sábados no Campillo isto aféctanos a tódolos xóvenes. O problema do Botellón nace por moitas cuestións como que as copas non baixan de 4 euros ou que o alcol de moitos pubs sexa garrafón, e se fas botellón por 4 euros podes tomar moitas copas sen gastar os cartos que conlevaría tomar 4 ou 5 nun pub e co botellón estamos seguros de que o alcol que estamos a beber é de calidade.
Ademais, o Botellón nace tamén como un fenómeno de reunión social, neste caso xuvenil, onde os amigos se reunen para falar e charlar nas noites de marcha.

O problema xorde cando este fenómeno social deriva noutras cousas como no ruido, en pelexas, en suciedade e en moitos desperfectos no mobiliario público.

Por iso o que hai que fomentar é actitudes cívicas, de convivencia e de respeto polo noso patrimonio, cuio mantemento é pagado cos nosos impostos, e evitar medidas coercitivas e represivas.

Eu como xoven, pero antes como cidadán comprometido con Pontevedra, quero o mellor para os veciños que viven en proximidades ao Campillo, e, por iso, creo sinceiramente que a día 15 de setembro de 2.007 intentar cambiar a localización do Botellón en Ponteveda é unha utopía que rebasa a imposibilidade, aínda que non nos poida gustar xa que as zonas históricas e emblemáticas como o Campillo, onde se construiu unha das embarcacións que partiran hacia o novo mundo con Colón, a S.María, débense de protexer.
Pero o establecemento do Campillo é histórico, xa que dende os anos 80 lévase realizando aí, polo que a tradición de facelo nese lugar é un arraigo en tódolos xóvenes.

E o que debería de facer o goberno, sexa Casal ou Vázquez, é deixarse de facer demagoxia cun problema ao que nin lles preocupou facer fronte en 8 anos de goberno pois senón xa estaría solucionado ou polo menos con propostas enriba da mesa, e establecer un control para que se obrigue a todos a recoller as botellas e demais elementos usados no momento do botellón, establecer vixianza para que só poidan consumir alcol os maiores de idade e establecer un control para que o Botellón só se permita no espacio do Campillo e non en demais rúas próximas como as "Cinco Calles", "Arcebispo Malvar" ou no cruceiro de S. María, e así, posibilitar que o nivel de ruido non chegue as vivendas de ditas rúas, polo que se acavaría con ese problema neses lugares, xa que no Campillo hai moi poucas.

A única maneira de acabar ou rebaixar o nivel do Botellón no Campillo é ter capacidade política para emprender todas esas medidas, non represivas, para mellorar a convivencia entre todos mentras siga existindo o Botellón e non se encontren outros lugares máis idóneos ou a sociedade non aposte por outras alternativas; algún xa mencionou as inmediacións da "Plaza de toros", onde afectaría a moita máis xente que no Campillo... o mellor sitio alternativo é o recinto do pazo de congresos, pero está moi lonxe e ninguén iría, e ao final o remedio sería peor que a enfermidade...

Para concluires, despois de todo o exposto, o Campillo é o sitio menos malo para localizar o Botellón, pero o que se ten que facer é protexelo con medidas como as que se prantexan aquí para controlar a suciedade e todas as cousas nas que deriva, e ademais hai que ter en conta que o Botellón só se produce en masa os sábados... (Sinto a extensión do comentario, pero o tema ben o requería).

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Estimado Cubela:
En tu afan de ser rimbombante (al igual que tu maestro)se acaba metiendo el "pezuño", asi que te recomiendo que en el momento que tus obligaciones "políticas" te lo permitan cambia lo de Inmobiliario Público por mobiliario Público o Urbano que aparte de ser lo correcto queda mejor.

Anónimo dijo...

militas en algun partido? llegué aquí a través de Brugal con cola, su blog también me encantó.

Soy del PP y tengo 20 años, si puedes darme tu messenger te agrego, vale?

Laura Fonseca

joseluis dijo...

La zona del campillo como lugar masivo para el botellón es algo de los noventa, antes no existía.

Estoy de acuerdo con la medida de desplazarlo. Allí no puede estar, el lugar no está acondicionado y creo que debe recuperarse para el turismo, eso sí, si la remodelan espero que no usen las plaquitas de pseudo piedra, menuda fraude y falta de respeto a la historia del granito en Pontevedra.

La zona tendrá que quedar como zona de copeteo, tapas y pubs. El botellón y las discotecas las acabarán echando. Esto es irremediable.

No quiere extenderme sobre esto pero la clave, bajo mi punto de vista, como ha hecho Barcelona, o aquí en Vilagarcía, es mirarse en otras ciudades.

La idea es desplazar el botellón a plazas sin vivienda al lado, explanadas con acceso y parking. Y discotecas con horario relajado en zonas apartadas pero céntricas.

En el caso de Pontevedra la solución sería eliminar el relleno absurdo que hay al lado del pazo da cultura y usarlo para locales de última hora, como ha hecho Villagarcía con su puerto. Además de darle un poco de vida al galpón que parece que tenemos solo para un par de Ferias, promocionando conciertos, etc. Eso haría desplazar la zona del botellón hacia allí sin molestar a nadie.

Ah, y por Dios, que el ayuntamiento ponga servicios públicos en las zonas de botellón.

Anónimo dijo...

Sinceramente, el botellón no es lo mísmo de antes.

Ya que por los años 80 eran de gente que no tenía donde ir, por ejemplo por los gustos musicales (lo sé por mis tíos) o por conocer a las personas socialmente y todo eso.

Pero, en la actualidad yo PROHIBIRÍA el botellón y a fastidiarse todo el mundo ^^

Solo hay borrachos y drogados por la calle los fines de semana. No toda la gente es así pero en su mayoría sí. Y bueno, el campillo lo dejan echo una basura y eso que hay gente que se creen muy hippies y luego gente que se creen muy de la derecha y lo dejan todo una basura. No sé, pero me da vergüenza ser de Europa, ya que el estado español es de los pocos que tienen las calles más que sucias y de los parques ni hablemos.

O hacen alguna alternativa como hicieron en Sanxenxo, ir a la playa pequeña y dar el carnet a la polícia y al finalizar el botellón limpiar todo y si limpias todo la policía te lo devuelve o hacer casas para la juventud que es lo que quería ICP de os Praceres o no sé.. Pero en parques y zonas monumentales o históricas me parece muy mal.

Empezando que la juventud de la actualidad es bastante inmortal en muchos sentidos y da pena la verdad. Y eso que tengo 24 años pero tonta no soy y lo observo.

Herencia y Orgullo! Por la vieja Europa! (antes de la invasión cristiana y musulmana claro) ^^

joseluis dijo...

Querida anonimo: desde que empezó el botellón (como algo masivo) siempre ha sido igual. De todos modos puedes pasarte por Mugartegui si deseas un botellón más tranquilo (la edad media es superior). Evidentemente se bebe alcohol pero también tiene un componente social importante, es precisamente este componente social el que hace imposible erradicarlo. Aunque lo prohibas seguirá produciéndose. Para ejemplo, los porros.

Los principales problemas son la suciedad y el ruido, y los principales culpables son los participantes, ahora bien, no los únicos:

a)Ningún gobierno local ha instalado grandes contenedores y servicios públicos provisionales en estas zonas, han preferido mirar para otro lado.

b)Y lo más importante: ningún gobierno local ha buscado alternativas (alejadas acústicamente de zonas habitadas pero céntricas). Opino como tú que el Campillo, ni Mugartegui son lugares oportunos.

El ejemplo: Granada. Con lugares habilitados para el botellón por el ayuntamiento.

Pds: respecto al control de DNIs, francamente, no lo veo, la gente necesita sentirse cómoda en su tiempo de ocio, no controlada.

EUROPEA dijo...

Yo es que no hago botellón. Las calles limpias como otros países europeos. Que parece mentira. Que el estado español sea el más sucio y contaminante, jaja.

Tienes razón en los puntos, pero no te preocupes que con unas leyes duras te digo que no hacen botellón :-)

Menuda juventud tan insana el día de mañana... Pobre Europa.

EUROPEA dijo...

Y el más ruidoso...